7 de marzo de 2019

Dislexia y aprender un idioma, ¿incompatibles?


La respuesta a la pregunta del título es NO, NO, NO y NOOOOOOO (ha quedado suficientemente claro, ¿no?).

Imagen de Pixabay

Son totalmente compatibles, aunque para estos alumnos pueda ser una de las mayores complicaciones que pueden encontrar en el colegio. Si hablamos de la Primera Lengua Extranjera que se estudia en el sistema educativo, el Inglés, es una dificultad con la que tienen que convivir a lo largo de toda su vida escolar; pero si hablamos del Francés como Segunda Lengua Extranjera en varias comunidades, seguro que todos pensáis que se trata de sumarle una DIFICULTAD MÁXIMA. ¡Pues no!, con todo el respeto, os equivocáis.


Resultado de imagen de niño pensando en matematicas
Imagen de Pixabay

Conozco muchos padres y madres que a principio de curso vienen a mí con la inquietud y el miedo de que sus hijos encontrarán muchos obstáculos al aprender Francés y que, durante el curso o a final de curso, han vuelto a contarme la gran motivación que han encontrado estos alumnos en el aprendizaje de este idioma, algo que les ha ayudado en el resto de asignaturas.

Cuando un alumno con dislexia empieza su relación con la lengua francesa en 5º de Primaria, se trata de una reconciliación con las lenguas. ¿Por qué? Porque se trata de un momento en el que llevan estudiando Inglés durante 7 años (desde Infantil), incluso muchos van a clases extraescolares de Inglés, lo que hace que esta materia se complique por el nivel educativo en el que se encuentran. Cuando empezamos a enseñar Francés, lo hacemos desde el principio (como es normal...): saludos, colores, números, animales,... a través de canciones y juegos y escribiendo muy poquito. Y todo esto les genera una buena y exitosa motivación. Se trata de una nueva oportunidad para "hacer las paces" con los idiomas, algo que beneficia tanto a la Lengua Castellana, al Inglés, como al Francés.


 Imagen de Pixabay


De forma genérica, el principal problema de los alumnos con dislexia es la dificultad que tienen en el momento de leer y escribir. Cuando aprenden un idioma, puede que no sean capaces de reconocer algunos sonidos, de deletrear algunas palabras, de memorizar cómo se escriben o de asociar letras con sonidos.

Según mi experiencia, puedes ofrecer ciertas atenciones en clase a estos alumnos, fáciles de hacer mientras tenemos a otros 25 o 26 alumnos solicitando tu ayuda, porque se tratan de acciones que puedes hacer con todos. Entiendo y conozco la sensación de angustia del maestro que no puede atender lo suficiente y necesario a TODOS sus alumnos, con las distintas necesidades de cada uno de ellos. Pero este artículo es para echaros una mano (siempre con el gran respeto que me da hablar sobre Educación Inclusiva y Atención a la Diversidad).

No se trata de rebajar el nivel, sino de hacer más accesibles los contenidos y la forma de evaluar. Algunos de estos consejos que podéis lleva a cabo para ayudar a este alumnado son: 



1. Pruebas y tareas más cortas

2. Más actividades orales y menos escritas: al hacerlo así, el error no queda reflejado y pierden el miedo a equivocarse.

3. Evaluaciones alternativas, más orales y dinámicas.

4. Tiempo adicional en todas las actividades.

5. Facilita enlaces a actividades interactivas. A mí me ayuda mucho mi blog con estos alumnos, porque es una manera en la que repasan y practican de manera amena.

6. Normalizad la situación. Entiendo que haya alumnos (o sus propias familias) que no deseen que se conozca la dificultad que tienen, pero yo soy de las que piensan que es necesario que no se trate como un tema tabú. Hablad de ello, mencionadlo, explicadlo. Esto hará que el resto de alumnos no vean estas adaptaciones como privilegios, sino como algo necesario, lo que evitará el "rechazo" a estos alumnos. Recuérdales a todos que personas como Einstein o Bill Gates también fueron alumnos con dislexia.

7. Aprendizaje vivencial. Realiza más representaciones o dramatizaciones, exposiciones orales, juegos orales y de rol,...

8. ¡Aprendizaje cooperativo a tope! Soy una apasionada de esta metodología, pero es que es superútil para muchas de las dificultades que nos encontramos en el aula. No porque al estar en grupo los demás harán su trabajo, sino porque al ayudarse entre todos, marcarles un objetivo común y unas tareas individuales e imprescindibles para todo el equipo, es muy beneficioso para la autoestima de estos alumnos. 

9. Más actividades de comprensión oral utilizando audios y vídeos, y menos de comprensión escrita.

10. Reduce la cantidad de vocabulario. A veces no nos damos cuenta de que con que se aprendan 14 o 16 animales es suficiente... ¿de verdad es necesario que se aprendan 50?

11. Más ejercicios de unir con flechas, evitando las actividades de completar con letras.

12. No tengas en cuenta las faltas de ortografía, permitiendo la transcripción fonética de las palabras. Por ejemplo, noir-nuar. Debemos enfocar el aprendizaje del Francés en Primaria a la expresión oral. 

13. ¡Ten empatía! La más importante de todas.   

Resultado de imagen de empatia
Imagen de Pixabay

Además de estos consejos (humildes consejos... como siempre), os recomiendo conocer el programa Orton-Gillingham, un enfoque multisensorial con el que están trabajando algunos colegios. 







También os voy a dejar este documental sobre dislexia que emitieron en televisión hace algún tiempo: 


  



Y por supuesto, recomiendo acudir a las Asociaciones de Dislexia, y otras dificultades de Aprendizaje, que hacen un gran trabajo. A mí me pilla muy cerquita ADIX JUMILLA 😄


Si tienes cualquier sugerencia, no dudes en dejar un comentario ;-)

6 comentarios:

  1. Muy acertadas tus apreciaciones,Noelia. Las comparto. Te felicito!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por dar visibilidad a esta dificultad específica del aprendizaje.
    Sabes que te sigo por todas partes y aprecio tu esfuerzo incansable por compartir y hacer inclusiva la clase de Francés. Te animo a que sigas así, haces mucha falta.
    #FrancesParaDeas.

    ResponderEliminar
  3. hola! mi hijo tiene 11 años y el año pasado, luego del receso de invierno, le diagnosticaron dislexia. Quiero contarles que es muy difícil para él trabajar en inglés, estos días han escrito textos y al no entender la letra del profesor, no puede terminar de copiar.

    ResponderEliminar
  4. Como tú bien dices toda esa metodología y esos pequeños ajustes les permitirán avanzar en otra lengua y es que esa es la clave: adaptarse a la forma de aprender del alumno/a. ¡Enhorabuena por tu artículo y tu labor docente!

    ResponderEliminar

¡No sabes la ilusión que hace que te dejen comentarios en tu blog!

¿Quieres llenarme de ilusión?

¿Sííí? ¡¡Comenta!!

Merciiiii

Blogging tips